La utilidad de un subwoofer

Un subwoofer, también llamado subwoofer o subwoofer, es un dispositivo muy importante en un altavoz de cine en casa. Para obtener más información sobre este tipo de equipos, le invitamos a leer este artículo.

¿Qué es un subwoofer?

Hoy en día, los pequeños altavoces o las miniaturas están de moda. Para ayudarlos a reproducir bien los sonidos graves, se necesita un subwoofer. Al ser una parte clave de un sistema de cine en casa, el subwoofer juega un papel muy importante en la reproducción del sonido. Esto también es importante para ayudar a que los altavoces más grandes ofrezcan un mejor sonido.

Al usar un subwoofer, no solo puede escuchar excelentes graves, sino que también puede sentirlos. Con una frecuencia muy baja que no supera los 120 Hz, aporta más energía a las notas más bajas. También ayuda a los amplificadores a generar sonido y los alivia. Como resultado, los amplificadores y altavoces pueden funcionar bien con menos distorsión.

¿Cuáles son los tipos de subwoofers?

Durante su investigación, se encontrará con dos tipos de subwoofers: subwoofers cerrados y reflejos de bajos. La primera categoría no es muy numerosa en el mercado. Tiene un altavoz atrapado en una caja impermeable. Ofrece bienes serios adecuados para la música. Sin embargo, requiere amplificación muscular, ya que la caja ralentiza el recorrido del altavoz.

Los subwoofers bass reflex ofrecen unos graves más espectaculares. De hecho, emplean un respiradero para extender la acción del hablante. Por eso existen en varias variedades. Sin embargo, son más grandes y pueden ocupar más espacio. Sin embargo, hay modelos de subwoofer bass reflex más compactos que cuentan con un altavoz pasivo en lugar de la ventilación.

¿Cómo utilizar un subwoofer?

Tener un subwoofer es una gran ventaja, pero hay que saber usarlo bien. De hecho, el uso correcto de este dispositivo optimiza su rendimiento. Las siguientes indicaciones seguramente le ayudarán a manipular el dispositivo.

Empiece por instalar su subwoofer en un lugar adecuado. De hecho, los graves no se pueden localizar. Además, las habitaciones tienden a distorsionar los graves con algún tipo de eco. Por lo tanto, es importante saber cómo colocar su dispositivo en una habitación para que produzca unos graves más secos. Intente colocar su subwoofer a medio camino entre dos paredes. Escuche si el renderizado es óptimo. Si esto no es correcto, no dude en mover el dispositivo a todos los rincones de la habitación.

Sin embargo, según los expertos, tenga en cuenta que no se recomienda colocar el subwoofer en una esquina. Es cierto que el sonido puede parecer más espectacular. Sin embargo, tenga en cuenta que este lugar no es muy recomendable para tener buenas resonancias.

Al conectar el subwoofer, también se deben observar ciertas reglas. De hecho, no es necesario utilizar todos los tipos de conexión del dispositivo para vincularlo a otro dispositivo. De lo contrario, habrá un conflicto entre los dispositivos y la mala calidad del sonido. Entonces puede ser suficiente un solo tipo de conexión, en particular la salida LFE de su amplificador. Entre otras cosas, si está utilizando varios subwoofers, asegúrese de alimentarlos con la misma señal de audio.

Para garantizar un sonido óptimo, también es importante ecualizar la respuesta de frecuencia del subwoofer. Esto permite, en particular, reducir los golpes en las frecuencias. Use el sistema de micrófono del amplificador para esto. Si tu subwoofer tiene calibración automática, no dudes en iniciarlo para evitar dolores de cabeza con las distintas configuraciones.

Asimismo, también es importante ajustar la fase de su dispositivo. Esto aumenta la calidad del subgrave para integrarlo bien con los altavoces principales. La fase también limita los retrasos y el zumbido. Entonces, para ajustarlo, proceda paso a paso. Es importante ajustarlo al milímetro más cercano para que el sonido de su subwoofer y el de sus altavoces principales se mezclen bien.

¿Cómo elegir un subwoofer?

Después de ver todo sobre el subwoofer, ¿quieres comprar uno? ¡No tenga miedo de perder su inversión! A continuación se ofrecen algunos consejos que le ayudarán a encontrar el modelo perfecto.

Primero, confíe en la potencia del dispositivo en cuestión. Cuanto más potente es, más fuerte y de mayor calidad puede producir. Sin embargo, compruebe si su equipo es pasivo o activo. El pasivo es alimentado por un amplificador separado destinado a los graves mientras que el activo integra su propio amplificador. Sin embargo, para no desperdiciar energía innecesariamente o evitar la baja potencia, la potencia de tu subwoofer debe adaptarse al tamaño de la habitación donde quieras instalarlo.

En segundo lugar, debe elegir su dispositivo en función de su estética. Asegúrese de que no entre en conflicto con su diseño interior. Además, comprobar si dispone de varios conectores para facilitar su uso.